Imagen

Pequeño artista

La Navidad está muy cerca 😀 ¡siiiiiiiiii! 😀 y para los más pequeños suena a música celestial pero con las vacaciones escolares, también llegan los “me aburro” y tardes eternas pegados a la pantalla de la tele, consola y también tablet o móvil o_O lo que a mi parecer, en edades muy tempranas, es un tanto preocupante.

No estoy en contra de que los niños manejen las nuevas tecnologías, todo lo contrario, cada vez avanzamos más y más y el que no está al día, se queda atrás a una velocidad pasmosa. Pero ni corto, ni tan calvo. Hay que fomentar su uso pero con mesura.

Lo que traigo hoy es una manualidad para los pequeños dejen aparcada un ratillo la pantalla, que sus ojos y mentes lo agradecerán. También puede aplicarse en los coles, como simple actividad artística, como regalo por el Día de la Madre, del Padre, para la jornada de puertas abiertas, etc.

La aprendí en la universidad. Y no es lo único que hacíamos… que ya imagino el pensamiento de muchos. Así nos va… Pero bueno, ese es otro tema.

MATERIALES

Cartulina. Yo usé el cartoncillo que viene con el paquete de folios. ¡Hay que reciclar!

Plantilla con un dibujo a elección. Podéis descargar de Internet un dibujo que los niños elijan, dibujar vosotros o dejar que el niño pinte lo que quiera y como quiera.

Ya que voy por este tema… si quiere pintar una vaca morada, pues que la pinte morada, el niño no es tonto y sabe que la única vaca morada que existe es la de los chocolates… MMMMMM COCHOLAAAAATE… XD

Os lo digo a vosotros, profes, no regañéis al niño ni pongáis un mal enorme con ese rotu de cuerpo negro y tapa roja… Dialogad con él de forma amable, cariñosa y cercana y si no es consciente, hacedle saber que las vacas no son moradas pero desde el cariño y la comprensión.

Ceras blandas

PASO 1

Pintar la cartulina con muuuuuuuuuuuuuchos colorines. A rayas, a manchurrones, lo que ellos quieran. A rayas transversales queda luego más vistoso. Sería algo así

paso 1

Cuanto más finas, más colores se verán después.

PASO 2

Pintar, con una cera oscura, toda la cartulina cubriendo todos los colores. ¡JOPÉ! 😦 con lo bonito que había quedado, diréis, pues más bonito quedará después 😉

PASO 3

Opción 1: Colocar la plantilla con el dibujo elejido sobre la cartulina y repasar la silueta del dibujo, con un lápiz, punzón o boli presionando un poquito.

Opción 2: Con un punzón, un boli que no tenga tinta o cualquier otro instrumento similar, dibujar directamente sobre la cartulina.

La segunda opción la recomiendo para los más pequeños.

Lo que sucede es, que al dibujar, el color oscuro se va retirando dejando al descubierto los colorines.

El niño irá viendo cómo van saliendo los colores a cada trazo y esto llamará mucho su atención, lo volverá loco de curiosidad y ¡destronaremos a las maquinitas! WAHAHAHA! Pobre ilusa… 😕

PASO 4

Para los que han usado plantilla

Una vez repasada la silueta, retirar la plantilla y…

¡¡TA-CHAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAN!!

resultado

¿Mola, eh? Yo creo que a los niños les va a gustar un montón, no sólo el resultado si no el proceso, se van a divertir mientras lo hacen y eso es lo más importante 😉

Pero… ¡NO ES SÓLO PARA NIÑOS!. Con otros diseños, colores e incluso materiales, como… no sé… purpurina, apliques decorativos… se pueden crear cosas muy chulas.

¡DALE AL COCO Y CREA!

Imagen de cabecera vía freepik.es